Papel sanitario negro, una idea de lujo.

 

 

Romper  convencionalismos, los “statu quo” y nadar muchas veces contra la corriente son facetas que caracterizan a casi todos los emprendedores como fue el rollo de papel sanitario color negro del portugués Paulo Miguel Pereira da Silva, presidente de la fabrica papelera “Renova”, quien decidió darle color oscuro al tradicional rollo de papel sanitario blanco.

Esa manera diferente  al encarar los negocios hacen que sus ideas tengan éxito a pesar de lucir descabellada porque pensar en un producto de ese tipo con el color negro simplemente era ciencia ficción, sin embargo en el 2006 salgo el primer rollo negro en una feria en Paris cuando incluso todavía no lo fabricaba en grandes cantidades.

El astuto hombre de negocios comentó el resultado del experimento a un periodista a quien le dijo: “y al mes nos escribió una mujer desde Los Ángeles porque quería 30 rollos negros. Mandárselos costó mucho más que el papel, señal de que el producto interesaba por algo más que por su uso convencional. El reto fue transformar el interés en negocio”, dijo.

Los expertos en el negocio del papel pronosticaron que no tendría resultados debido a que el color negro evocaba suciedad desde  el punto de vista sicológico de los consumidores. Pereira no creyó en ningún oráculo desfavorable y lanzó su plan de marketing hacia los homosexuales y la clase alta donde dijo encontraría eco su proyecto.

Afirmaba a un periódico sobre sus fortalezas empresariales: “Somos pequeños y no aspiramos a competir con las grandes multinacionales americanas ni con los grandes distribuidores. Sería nuestra muerte. La estrategia es hacer lo contrario que ellos. No tenemos músculo, pero sí reflejos e innovación”.


Al parecer el luso tenía razón porque  sus ingresos llegaron a los 120 millones de euros con la producción de sus fábricas ubicadas en Portugal,  que ya no solo confecciona el color negro, sino también otros matices todos dirigidos para cuartos de baños lujosos. El papel higiénico de “Renova” está hecho de  cien por cien pulpas vírgenes para garantizar máxima suavidad. Tiene tres capas y se presenta en rojo, verde, naranja, amarillo, azul y fucsia.

La idea de aplicar el color negro le llegó a Pereira luego de ver un espectáculo del Circo del Sol en las Vegas donde unos artistas salieron envueltos en papel blanco y pensó en ese momento que con el negro hubiese sido más elegante. Enemigo de los convencionalismos se preocupa al máximo porque sus empleados no tengan miedo al ridículo cuando digan sus ideas

“Las ideas surgen en ambientes relajados, no en reuniones programadas, y con gente que piense distinto. No quiero inventar nada. Steve Jobs no inventó nada, hizo declinar brillantemente lo que ya existía. Yo busco conceptos.” aseguró en una entrevista. El hombre del papel  sanitario negro ya introdujo su marca en las boutiques lujosas de Canadá, Estados Unidos y México. Su modelo de negocio y su quehacer es buscado por seguidores que lo invitan a impartir conferencias en las escuelas de negocios.

.